Feliz día a todos los padres

Hoy es el día del padre, y aunque vivamos tiempos extraños, es el momento de celebrar muchas cosas. El cariño de los nuestros, la fuerza que da estar unidos, la alegría que la inocencia de los pequeños de la casa puede provocar, incluso en situaciones como la actual.

La vida diaria de las familias se ha visto afectada por el aislamiento necesario para frenar, entre todos, la pandemia de coronavirus. Circulan en internet diversos consejo para sobrellevar el encierro, especialmente con niños que pueden no entender bien la situación.

Entre los consejos más repetidos encontramos explicarles la situación de manera que ellos la entiendan, hacerles partícipes de que están colaborando a vencer la pandemia,  mantener una rutina, hacer ejercicio…

También los adultos necesitamos nuestra propia dosis de consejos para sobrellevar este encierro. Aprovechar que por fin tenemos algo de tiempo libre, es uno de ellos. Pongamos en orden esas cosas que siempre vamos posponiendo para otro momento.

En este sentido, podemos aprovechar para cuidar a nuestra familia no sólo ahora, sino también por lo que pueda pasar en el futuro. Un seguro de vida nos da la tranquilidad de saber que los nuestros tendrán un colchón pase lo que pase. ¿Por qué no aprovechar estos días de encierro para hacer esos papeleos que siempre dejamos para otro momento? Hoy que es un día en que celebramos a la familia, podemos aprovechar para informarnos sobre Premaat Vida Integra, un seguro planteado para la protección de toda la familia.

El equipo comercial de Premaat continúa operativo durante el teletrabajo, y puede asesorarle en lo que necesite a través de premaat@premaat.es  (por favor, tenga en cuenta que las consultas pueden demorarse algo más de lo normal, pero todas serán atendidas).

Es un seguro que incluye un completo paquete de servicios adicionales para poder usarlo también en nuestro día a día. Por ejemplo, a partir de los 30 días de haberlo contratado tendremos consultas telefónicas ilimitadas sobre salud o para orientación jurídica, borrado digital, testamento online y asesoramiento sobre gestiones. También incluye una “bolsa de horas” gratuitas para ayuda domiciliaria en caso de convalecencia y telefarmacia. Estos servicios los pueden disfrutar además del asegurado su cónyuge e hijos menores de 30 años.

La cobertura básica de fallecimiento por cualquier causa puede ser de hasta 150.000 euros. A ella se pueden añadir otras para personalizarlo, como el anticipo en caso de enfermedad grave (10 % del capital principal contratado) o la incapacidad permanente absoluta.

Comentarios Cerrados.